Situado en la Cordillera de Los Andes, en una zona extraordinariamente remota, entre salares, arenas, flamencos y lagunas de colores, encontramos al volcán activo más alto del mundo y la segunda altura de América, después del Aconcagua. Con sus dos torreones rocosos coronando la cumbre principal. De dificultad Alta con un sendero marcado, lo circundan varias cumbres sobre los 6.000 m.s.n.m., que sirven para una necesaria aclimatización, previo al intento de cumbre. Las localidades más cercanas son Copiapó (a una distancia de 250 km) por el lado chileno, y Fiambalá por Argentina, ofreciendo posibilidades de ascenso por ambos países. Su ascenso se realiza según el ritmo y experiencia.

Este enorme complejo volcánico de 38 cráteres presenta actualmente una actividad resumida a pequeñas fumarolas intermitentes, y se calcula que la última erupción pudo haber ocurrido hace unos 1.000 a 1.500 años.

Cuenta con dos refugios ubicados en la ladera Noroeste, el primero a los 5.200 y el segundo a los 5.900 msnm desde el cual se emprende la recta final en el intento de cumbre. En términos generales, y sin olvidar la gran altura que transforma cualquier esfuerzo físico en dificultoso, se trata de un ascenso tranquilo hasta algunos metros antes de la cumbre, donde el uso de cuerdas y técnicas de escalada se hace irrenunciable. La cumbre ofrece impresionantes vistas a paisajes tan diversos como desierto, valles glaciares y otras altas montañas.

Programa de 12 días.

Incluye: 

Transporte / Guía Bilingüe / Comidas / Ración de Marcha / Equipos de comunicación VHF y UHF / Teléfono Satelital / Vehículos 4 x 4 / Logística de Alta Montaña y General.

No incluye:

Equipamiento técnico personal.

Para mayor información, contáctanos a info@atacamamountainchile.com